jueves, 19 de julio de 2012

Templo SUD-Caracas, Venezuela

VENEZUELA
Templo de la Iglesia de Jesucristo de
los Santos Ultimos Días (SUD)
de Caracas, Venezuela.


El Templo de Caracas Venezuela es el 96º templo en operaciones de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

En Noviembre de 1966 la bella tierra de Venezuela fue dedicada para la predicación del evangelio de Jesucristo por el Elder Marion G. Romney. En cuestión de semanas, cuatro misioneros mormones llegaron a Venezuela. Llegaron a una tierra que Cristóbal Colón había llamado “Tierra de Gracia”, una tierra donde la geografía varía desde bosques lluviosos y altas cumbres hasta suaves playas. 

Los misioneros mormones encontraron a una gente lista para aceptar el evangelio, como lo fue la familia de Manuel y Luisa Vargas. Cuando Manuel y Luisa se casaron en 1969, ellos querían muchos hijos pero estaban preocupados por las malas influencias del mundo. Seis meses después, cuando Luisa estaba embarazada de su primer bebé, los misioneros tocaron su puerta para traerles el evangelio de Jesucristo.

 En cuestión de semanas ellos fueron bautizados. Cuando su hijo Luís nació, él llegó a ser el primero de una nueva generación de venezolanos nacidos y criados en la Iglesia Mormona. La familia de seis hijos y una hija fueron sellados en el templo por tiempo y por toda la eternidad.

En menos de ocho años, el número de miembros de la Iglesia en Venezuela había crecido a casi cuatro mil y a mediados de los ochentas, veinte años después que los misioneros mormones llegaran, el número de miembtos había llegado a aproximadamente a veinticinco mil.

En 1995, el Presidente Gordon B. Hinckley anunció los planes para construir un templo mormón en Venezuela. Inmediatamente después de este anuncio se comenzó a buscar un sitio apropiado donde construirlo. En los siguientes 18 meses, se consideraron varias propiedades, pero por causa de los precios elevados y restricciones que no permitían el uso de la tierra para fines religiosos, no se encontró ningún sitio adecuado.

 Para 1997, no se había encontrado ningún sitio aún. Pero, en ese mismo año, cuando el Presidente Hinckley anunció y explicó el concepto de templos más pequeños, las opciones se abrieron en Venezuela. La Iglesia Mormona examinó las propiedades que poseían en el país y finalmente se tomó una decisión de construir el templo en la ciudad de Caracas en una propiedad que la Iglesia poseía desde 1977. [2] La palada inicial del templo de Caracas Venezuela finalmente tuvo lugar en 1999.


Obstáculos inesperados surgieron durante la construcción del templo. Cuando estaban excavando para los cimientos, los excavadores descubrieron un manantial subterráneo. Una vez que las aguas fueron desviadas, la excavación continuó.

Sin embargo, la excavación causó dos grandes deslizamientos de tierra. El primero no causó daño alguno, pero el segundo sí. Ocho toneladas de tierra y otros materiales fueron desplazados en el deslizamiento. Duane Cheney, supervisor de la construcción dijo que, “en toda mi experiencia como constructor, nunca he tenido los problemas que he visto en la construcción de templos…el adversario trabaja con poder y fuerza…Jesucristo mismo dirige este proyecto y nos ha ayudado, y continuará haciéndolo".   
              
Cerca de seis mil miembros de la iglesia Mormona asistieron a la dedicación del templo Mormón de Caracas Venezuela el 20 de Agosto del 2000. El Presidente Hinckley aconsejó a los miembros a no dejar pasar un día sin tener una recomendación vigente para el templo.
En la conclusión de la dedicación, cuando el Presidente Hinckley se iba, miles de Santos Venezolanos saludaron al Profeta sacudiendo pañuelos blancos y cantando en su propio idioma “Te damos Señor, Nuestras Gracias”.

El templo de Caracas Venezuela tiene un total de 15,332 pies cuadrados, dos salas de ordenanzas, y dos salas de sellamientos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada